Patatas rellenas fáciles



Como "casi" siempre, he tuneado una receta del foro Mundorecetas... pero esta vez no recuerdo el nombre del tuneado-a, jejeje. Debe de ser la edad... o el "señor alemán", así que pido disculpas por no acordarme. Si consigo averiguarlo, editaré el mensaje.
Pero, bueno, lo importante es la recetilla. Veréis qué cosa más buena. Y admite tuneos: al que no le guste el jamón, puede cambiarlo por gambas, atún, pollo asado que haya sobrado... Muy ricas.



INGREDIENTES (Para 4 personas)
4-5 patatas medianas, que tengan un tamaño similar
50 gramos de jamón serrano (cortado en cubitos)
50 gramos de guisantes congelados
Sal
Pimienta
Ajo molido
½ cebolla mediana
Nata líquida (entre 50 y 80 gramos, más o menos)
Queso rallado en hilos “4 quesos” (del que venden en bolsitas que llevan Cheddar y otros tipos de queso)
Aceite de oliva

PREPARACIÓN:
Lavamos muy bien las patatas (es importante, tened en cuenta que nos las vamos a comer enteras, con piel y todo). Las secamos cuidadosamente, y las envolvemos en papel film. Pinchamos el papel y las patatas con un cuchillo por varios sitios, para que no estallen, y las metemos a asar en el microondas.
Yo programo primero 5 minutos a 700 w, compruebo si están hechas, y si no lo están vuelvo a programar 3 minutos, dejo reposar 1, y vuelvo a comprobar. No suele hacerles falta más de 8 minutos, pero depende del horno y de la clase de patatas.
Mientras se enfrían, picamos finita la cebolla, ponemos el aceite a calentar en una sartén y rehogamos a fuego suave, para que se ponga transparente sin que se queme.
Y ponemos los guisantes congelados, con un poquito de sal, pimienta y ajo molido, en un recipiente apto para microondas. Programamos 2 minutos a 700 w, y cocemos los guisantes. Comprobamos el punto de cocción por si les hiciera falta algo más de tiempo.
Cuando la cebolla esté transparente y blandita, añadimos el jamón, y le damos unas vueltecitas en la sartén, subiendo un pelín el fuego. Después agregamos los guisantes, y rehogamos un minutito. Añadimos la nata líquida, revolvemos, y retiramos del fuego.
Partimos las patatas con cuidado en dos mitades a lo largo, procurando que queden igualitas (lo digo porque a mí, más de una vez, me ha salido una “mitad” gigante y otra que no se podía ni rellenar de lo pequeña que era, jejeje).
Las vaciamos con una cucharita o un vaciador, ponemos la pulpa en un bol y la aplastamos con un tenedor. Agregamos al bol la mezcla de la sartén, y removemos bien para que quede todo repartido por igual. Si es necesario, añadimos un pelín más de nata, en el caso de que quede la mezcla demasiado seca. Salpimentamos, probando primero la mezcla para no pasarnos de sal, que el jamón es un poco peligroso para eso.
Rellenamos las patatas, las espolvoreamos con el queso rallado, y las metemos al horno hasta que se gratinen.
Están de muerte. Probadlas: fácil, rápido y rico. Y, si usamos nata líquida baja en grasas, no engorda tanto.


Mousse de aguacate y salmón


Pues, nada, que el otro día me dio por experimentar con la gelatina, a ver qué salía... Y salió esto:

INGREDIENTES:
2 aguacates maduros
200 gramos de salmón ahumado o marinado (yo puse salmón marinado al eneldo)
4 quesitos light
1 lata de leche Ideal
1 sobrecito de gelatina en polvo.
4 huevos
Pimienta
Sal
Un chorrito de zumo de limón
Leche normal (un vasito de vino, aproximadamente)



PREPARACIÓN:


Vaciar los aguacates. Poner la pulpa en el vaso de la Thermomix, y triturar 5 segundos a velocidad 5. Añadir la mitad de la lata de leche evaporada, dos de los huevos, dos quesitos, sal, pimienta y el zumo de limón. Mezclar 5 segundos a velocidad 3, y programar 6 minutos, velocidad 2, temperatura 80º.
Calentar la mitad de la leche normal en el microondas, y disolver medio sobre de gelatina en ella. Añadir la mezcla al vaso, y programar 1 minuto, temperatura 80º, velocidad 1.
Colocamos el aro de emplatar en la fuente en que lo vayamos a servir, y vamos rellenando el hueco con la mousse de aguacate, extendiéndola de manera que quede uniforme y bien distribuido. Metemos en la nevera un rato.
Mientras tanto, vamos preparando la mousse de salmón. Lavamos bien el vaso de la Thermomix, secamos, y ponemos dentro el salmón. Trituramos 5 segundos a velocidad 5 (esta vez lo hice a velocidad 4, y no me quedó tan fino como yo quería: se notan los trozos, como se puede ver en la foto).
Añadimos la mitad restante de la leche evaporada, los otros dos huevos, los quesitos y la pimienta, y trituramos 10 segundos a velocidad 4.
Programamos 5 minutos, temperatura 80º, velocidad 2. Mientras tanto, calentamos el resto de la leche normal, y disolvemos el resto de la gelatina en ella. Cuando pare la máquina, añadimos la gelatina y programamos 1 minuto, temperatura 80º, velocidad 1.
Sacamos de la nevera la fuente y colocamos la mousse de salmón, con mucho cuidado, sobre la de aguacate, procurando que no queden huecos e igualando bien. Metemos a la nevera varias horas (mejor de un día para otro).
A la hora de servir, quitamos el aro y decoramos al gusto.


Está muy suave y muy rica: la foto no le hace demasiada justicia; pero, bueno, es lo que tienen los platos "salados", que suelen ser poco fotogénicos.

Arroz con setas y foie de Comoju





Esta receta es de Cova (Comoju), que cocina como los propios ángeles, y es un encanto de persona.
Quería ponerla hoy para dedicársela, y enviarle mucha energía positiva.
Probad este arroz, que sale realmente delicioso. La combinación de sabores de las setas con el foie es muy fina y sabrosa. Además, es facilísimo de hacer.
Con estas cantidades salen 3 buenas raciones... o 4, si somos de menos comer (no es mi caso, jejeje).
Espero que os guste. 
¡Ah!, he editado para añadir foto nueva, para que veáis cómo progreso adecuadamente en la fotografía, jajaja. La primera es de diciembre de 2010 (que es cuando edito), y  la segunda es la que puse cuando subí esta entrada.


INGREDIENTES:

-250 gramos de arroz
-1 cebolla mediana
-45 gr. de aceite de oliva virgen (un poco menos de medio cubilete)
- 3 dientes de ajo
-225 gr. de setas variadas (Podemos usarlas deshidratadas, y, en ese caso, utilizaremos el agua donde las hemos rehidratado para mezclarla con el caldo)
-120 gr. de terrina de foie gras
-600 gr. de caldo de pollo (o, si no se tiene, agua y una pastilla de caldo)
-Perejili picado
-Sal y pimienta
-75 gr. de queso parmesano rallado.


PREPARACIÓN:

Picar la cebolla, ajo y aceite, programando 6 segundos a velocidad 4.
Rehogamos durante 10 minutos ,a 90º y velocidad 1, con el cubilete quitado para que no se "cueza" la cebolla.
Añadimos las setas troceadas, el arroz, el caldo, y foie gras cortado a dados.
Salpimentamos, y programamos 15 min, temperatura 100º, velocidad cuchara y giro a la izquierda. (en Thermomix 21, pondremos la mariposa antes de echar las setas y programamos vel. 1).
Cuando pare, comprobamos la cocción del arroz por si necesitara un poquito más de cocción. Si es así, programamos 30 segundos o 1 minuto, misma velocidad y temperatura. Si está hecho, lo retiramos, y lo servimos con un poco de caldo de cocción, queso parmesano y perejil picado.

Yo, esta vez, no tenía parmesano, así que tuve que añadirle queso rallado "4 quesos" (por eso veréis alguna mancha amarilla: es el Cheddar fundido). Está mejor con el parmesano, pero delicioso de todas formas.




Gracias, Cova, guapísima.


Pimientos de verano


¡Por fin parece que va llegando el buen tiempo!. En esta época, ya empiezan a apetecer los entrantes fresquitos y ligeros, como estos pimientos.
Es conveniente no poner demasiada cantidad de mayonesa, para que no resulten pesados.
Quedan también muy bien para un picoteo; y, si utilizamos pimientos pequeñitos, podemos presentarlos en cucharillas de degustación.

INGREDIENTES:
2 latas de pimientos del piquillo
2 cucharadas de mayonesa.
1 cebolla pequeña
12 palitos de cangrejo
2 huevos cocidos.
Aceite de oliva, sal y pimienta.


PREPARACIÓN:
Picar menudita la cebolla, y rehogarla en el aceite a fuego suave. Cuando esté blanda y transparente, añadir el huevo cocido y los palitos de surimi, que habremos picado en la Thermomix, vel. 4, en varios golpes, de forma que quede picadito pero no un puré (lógicamente, podemos también picar todo a mano o con cualquier picadora). Salpimentamos, damos unas vueltecitas en la sartén, y retiramos. Dejamos enfriar un poco, mezclamos bien con la mayonesa, y rellenamos los pimientos.
Metemos en la nevera, y servimos fresquitos.

Pudding de magdalenas al microondas para diabéticos


Otra receta maravillosa de Alegna ( ¡cómo siento no verte por el foro, guapísima, aunque sigo visitándote en tu blog ), a la que tenía echado el ojo desde hace tiempo. Pero yo la he tuneado para diabéticos:

INGREDIENTES:

3 huevos
Edulcorante líquido al gusto (Yo he usado Natreen líquido, y he puesto el equivalente a 125 gramos de azúcar, es decir: ¾ partes del cubilete que viene con el envase)
1/2 litro de leche
canela en polvo (al gusto, yo le pongo bastante cantidad)
La piel de una naranja (ojo: procurar no coger la parte blanca)
4 magdalenas sin azúcar (utilicé “La Bella Easo”)
Mermelada de fresa o frambuesa para diabéticos (unas 3-4 cucharadas soperas)

PREPARACIÓN:

Cubrir el fondo de un molde apto para microondas con una capa de mermelada de fresa o frambuesa.
Aparte, hervir la leche con el edulcorante, la cáscara de naranja y la canela. Dejamos enfriar un poco, sacamos la cáscara, echamos las magdalenas bien desmenuzadas. Esperamos unos 5 minutos y añadimos los huevos batidos, mezclando bien. Yo separo las claras de las yemas, y bato las claras un poco con un batidor de varillas, hasta que aumentan su volumen y se quedan blancas y espumosas; entonces agrego las yemas y bato todo junto.
Si lo preparamos en Thermomix, ponemos en el vaso la leche, la canela, el edulcorante y la cáscara de naranja, y programamos 6 minutos, temperatura 100º, velocidad 1. Dejaremos enfriar en el mismo vaso, y sacamos con cuidado la cáscara de naranja (¡ojo con las cuchillas!: es preferible, para evitar cortarnos, que colemos la leche y la volvamos a poner en el vaso después de quitar las cáscaras). Después añadimos las magdalenas desmenuzadas, y más tarde echamos los huevos batidos y mezclamos todo 5 segundos a velocidad 1.
Ponemos la mezcla en el molde, y metemos al microondas durante 7 minutos a 700 w. y 5 minutos más o menos al máximo de potencia, hasta que la aguja salga limpia. En mi caso, como mi horno tiene como máxima potencia 700 w, le he programado 14 minutos a 700 watios.

Está buenísimo.
Gracias, Alegna, como siempre...

Pastel de pollo, piña, champiñones y puré de patata


Esta receta es de Cristina Galiano. Os la recomiendo, porque está delicioso. Ahora que viene el calorcito (¡digo yo que llegará alguna vez, porque menudo invierno!)me encantan estos pasteles fríos, que se preparan con antelación y son tan agradables de comer.

INGREDIENTES:
2 pechugas de pollo (unos 350 g)
¼ kg de champiñones.
4-5 rodajas de piña natural
¼ de litro de mayonesa espesa
Aceitunas para adornar (yo puse rellenas de anchoa)
1 bolsa de puré de patata
Aceite, leche, agua, mantequilla para el puré, sal, pimienta y nuez moscada
(En la receta pone “pimienta blanca”, pero yo siempre utilizo el molinillo ese que tiene 5 pimientas)

PREPARACIÓN:
Limpiar los champiñones, secarlos bien y partir en láminas.
Quitar la grasa de las pechugas, y hacerlas a la plancha con un poquito de aceite, teniendo cuidado de que no se resequen. También podemos cocerlas en el microondas.
Una vez hechas, salpimentarlas, dejarlas enfriar un poco, y cortar en trocitos o tiritas no muy grandes.
Calentamos un poco de aceite en la sartén, echamos los champiñones, los salpimentamos, y los rehogamos 2-3 minutos (no más, porque sueltan demasiada agua y se ponen muy negros). Si hubieran soltado mucho líquido, los escurrimos para que queden secos.
Escurrimos muy bien las rodajas de piña (incluso secándolas con un paño limpio o papel de cocina, porque el plato se estropea mucho si tienen demasiado líquido), y las partimos en cuadraditos.
En un bol, mezclamos la piña, el pollo y los champiñones con la mayonesa. No echar toda de golpe, ir añadiendo poco a poco hasta que veamos que queda jugosa la mezcla (Además, tiene que sobrar para cubrir el pastel).
Poner esta mezcla en la fuente donde vayamos a servir el pastel.
Hacer el puré de patatas, que quede espesito (un poco menos que para el brazo de gitano). Sazonar con la sal, pimienta y nuez moscada.
Dejamos enfriar un poco el puré, y cubrimos la fuente con el puré de patata.
Tapamos el puré con el resto de la mayonesa bien extendido.
Decoramos con aceitunas en rodajitas, y metemos en la nevera para que esté fresquito.
Si preferís, también se puede poner una capita fina de puré en el fondo de la fuente, después añadir el relleno, y finalmente cubrir con el resto del puré y la mayonesa.
Os recomiendo que lo saquéis un poquito antes de consumirlo: que esté fresquito, pero no helado, porque pierde sabor.

SUGERENCIA: En lugar de champiñones frescos, se puede utilizar una bolsa de champiñones desecados. Así lo hice yo: los metí en una jarrita de Pyrex con tapa, llena de agua caliente, y los calenté en el microondas a máxima potencia 2 minutos, después los dejé un poquito en remojo para que terminaran de hidratarse y los escurrí bien. Reservé el agua para hacer el puré de patatas, porque queda más rico, con un saborcito buenísimo a setas.

Rollitos o cucharitas de salmón




Un entrante fresquito y riquísimo, si consumimos los rollitos enteros.
O bien un canapé delicioso y bonito, si lo presentamos en cucharitas de degustación.



INGREDIENTES:
-400 gramos de salmón ahumado en lonchas
-1 tarrina de queso Mascarpone (250 gramos)
-1 cebolla pequeña o 1 cebolleta
-1 sobre de gelatina neutra
-6 palitos de cangrejo
-1 huevo duro
-1 latita de atún en aceite (de las pequeñas)
-Pimienta molida
-El zumo de medio limón (o de un limón pequeño)
-1 cubilete de agua (100 gramos más o menos).

PREPARACIÓN:
Partimos la cebolla en trozos, ponemos en el vaso de la Thermomix, y programamos 5 segundos, velocidad 5.
-Añadimos los palitos de cangrejo, el huevo duro (reservando, en su caso, un trocito para rallarlo y adornar) y el atún, y programamos 5 segundos, velocidad 4. Tiene que quedar todo picadito muy fino, pero no hecho puré.
-Agregamos el queso Mascarpone, y mezclamos en velocidad 3 durante 30 segundos.
-Extendemos las lonchas de salmón sobre una bandeja untada de aceite (para que no se peguen). Si queda algún trocito roto, lo cortamos en pedacitos con las tijeras y lo añadimos a la mezcla del vaso.
-Agregamos el agua y la pimienta (a ser posible, molida en ese momento), y programamos 4 minutos, velocidad 2, temperatura 90º. Mientras tanto, disolvemos la gelatina en el zumo de limón, procurando que quede bien integrada y que se deshaga toda.
-Cuando pare la máquina, añadimos la gelatina y programamos 2 minutos, temperatura 90, velocidad 2.
-Metemos el vaso en la nevera durante una media hora, para que se endurezca un poco la mezcla (pero no debe quedarse cuajada del todo). Pasado este tiempo, rellenamos las lonchas de salmón y formamos rollitos. Si vamos a consumirlos enteros, rallamos el trocito de huevo reservado y lo espolvoreamos por encima.
-Refrigeramos los rollitos al menos durante toda la noche.
-Servimos enteros como entrante, o, si los vamos a poner en cucharitas de degustación, los partimos en rodajitas con un cuchillo afilado, con cuidado de que no se rompa el salmón, y adornamos al gusto. A los de la foto no les puse nada porque iba con prisas, pero quedan bien si los espolvoreamos con un poco de perejil picado, o adornados con una ramita de eneldo fresco, o con medio tomatito cherry.


Solomillo en hojaldre con salsa de Oporto




¡Delicioso!. Queda muy agradable la mezcla de las verduritas con el paté. Y la salsa le da un toque especial


INGREDIENTES:
1 solomillo de cerdo (a ser posible, ibérico)
1 plancha de hojaldre
1 zanahoria pequeña
½ cebolla
½ calabacín
1 latita de paté
Sal
Pimienta
Aceite de oliva
1 chorrito de vino dulce (El mismo Oporto de la salsa, o Pedro Ximénez)
1 yema de huevo
1 chorrito de vinagre de Módena
PARA LA SALSA:
1 copita de Oporto
1 brick de nata líquida
Aceite de oliva (30 gramos)
1 cebolla pequeña
1 chorrito de leche.
Pimienta rosa recién molida



PREPARACIÓN:
Picamos en juliana muy finita o cuadritos muy pequeños la ½ cebolla, el calabacín y la zanahoria. Rehogamos primero la cebolla a fuego lento con el aceite, y cuando esté transparente añadimos la zanahoria y el calabacín. Tapamos y dejamos rehogar, removiendo de vez en cuando.
Cuando estén blanditos (pero aún crujientes, aunque esto va en gustos), añadimos un chorrito de vino dulce, y dejamos reducir.
Extendemos la placa de hojaldre. Salpimentamos el solomillo, lo ponemos encima del hojaldre, y lo untamos con el paté. Cubrimos el paté con las verduritas rehogadas, y terminamos de envolver el solomillo con el hojaldre. Cerramos bien.
Batimos la yema con el vinagre, y pintamos el hojaldre con un pincel de cocina
Precalentamos el horno a 180º, y horneamos el solomillo entre 30 y 35 minutos (Yo lo puse a 30, y queda rosadito; si gusta más hecho habrá que hornearlo más tiempo)
Mientras, preparamos la salsa en la Thermomix: cortamos la cebolla en trozos, ponemos en el vaso y trituramos 10 segundos a velocidad 5. Añadimos el aceite, y programamos 8 minutos, temperatura 100º, velocidad 2.
Añadimos el Oporto y programamos 5 minutos, temperatura 90º, velocidad 2.
Molemos la pimienta (la cantidad al gusto de cada uno) y la agregamos al vaso, junto con la nata y el chorrito de leche.
Programamos 20 minutos, temperatura 90º, velocidad 1 (los 5 primeros segundos ponemos a velocidad 3 para que se mezcle todo).
Dejamos enfriar un poco, y trituramos en velocidad 5-7-9 hasta que quede una salsa fina.

Espuma de fresas y frambuesas


Bueno, hoy os traigo lo más fácil que se despacha en postres, jejeje. Eso sí, necesitáis Thermomix.
Ah, ¡y es para diabéticos, o para dietas!.
Yo siempre tengo fresas y frambuesas congeladas en la nevera. Las compro en temporada, que están más ricas y más baratas, y, después de lavarlas y quitarles los rabitos, las congelo. Así puedo preparar este postre cuando quiera.
Pero también venden unas cajitas de fresas, frambuesas, moras, y otras frutas congeladas, que vienen muy bien para este postre. E incluso lo podéis hacer con cubitos de melón o sandía, previamente congelados.
Aquí está la receta:


INGREDIENTES:
200 gramos de fresas congeladas y 100 gramos de frambuesas congeladas (podéis usar la fruta congelada que queráis, siempre que uséis la misma cantidad)
4 ó 5 cucharaditas de edulcorante líquido (si preferís azúcar, poned 150 gramos de azúcar glas)
2-3 cucharaditas de zumo de limón
2 claras de huevo

PREPARACIÓN:
Ponemos la fruta congelada en el vaso de la Thermomix y trituramos unos 30 segundos a velocidad 5. Comprobad si está triturada, y, si no es así, volved a programar algunos segundos más a velocidad 5-7 progresiva.
Ponemos la mariposa en las cuchillas, añadimos el edulcorante, las claras y el limón, y programamos 3 minutos a velocidad 3 y 1/2, hasta que se haga el merengue y se integre bien la fruta.
Repartir en cuencos o copas, y servir.

Jalá (Pan judío)





חלה
Así se llama este pan en hebreo. La pronunciación en castellano es “Jalá”, lo que pasa es que muchas veces veremos la transcripción francesa e inglesa, que es “Challah”.
La receta me la ha dado mi amiga Simy. Es el pan que comen los judíos en la cena del Shabat y en muchas fiestas. Lógicamente, no lleva leche ni mantequilla, para poder consumirlo con la carne.
Queda muy esponjoso, casi más un brioche que un pan. ¡Peligrosísimo!: puedes acabarte la hogaza en menos que canta un gallo.
Es el tercer pan que hago en mi vida y el primero trenzado. Así que no las tenía todas conmigo sobre cómo me saldría. Y, hombre, para ser el primero, no ha quedado feo del todo. ..
Pero mirad la maravilla de pan que hace Simy:

La receta es para tres panes. Para hacer más cantidad, me dice que es mejor amasarlo a mano, y que la textura es aún mejor… pero supone mucho más esfuerzo.
Normalmente, se compone de 3- 4 trenzas, pero los hay de 6. No os asustéis, trenzarlo es más fácil de lo que parece… aunque al principio no sabes qué hacer con la masa.


INGREDIENTES:
3 cubiletes y medio de agua
Medio cubilete de aceite(de girasol u oliva. Yo usé de oliva)
Una cucharada sopera colmada de azúcar y otra de sal (podemos variar algo las proporciones a gusto, pero siempre hay que poner la misma cantidad de azucar que de sal)
50 gramos (o un pelín más, hasta 60 gramos) de levadura de panadería
800 gramos de harina de panadería, aproximadamente
1 yema de huevo
Vinagre de Módena y vinagre normal
1-2 cucharaditas de café
OPCIONAL: Semillas de sésamo, o de amapola, nueces troceadas, pasas, pipas de girasol.

PREPARACIÓN:
Poner en el vaso de la Thermomix el agua, el aceite, la sal y el azúcar. Programar 2 minutos a 37º (40º en la Thermomix 21), velocidad 1.
Cuando pare, le añadimos la levadura y la mitad de la harina, y batimos 40 segundos a velocidad 2 (sin temperatura).
Añadimos el resto de la harina, programamos 3 minutos, velocidad espiga (sin temperatura).
Si le vamos a añadir a la masa nueces, o pasas, o sésamo, echarlas en ese momento también.
Sacamos la masa del vaso (ojo a las cuchillas, como digo siempre), la ponemos en un recipiente grande o sobre la encimera de la cocina, la cubrimos con un paño, y dejamos levar hasta que alcance el doble de su volumen. Es entonces cuando la trenzamos:
Dividimos la masa en cuatro rulos, los aplanamos con el rodillo, y los enrollamos a lo largo, como si fuera un canutillo. Y con esos cuatro rulos procedemos a trenzar, como en el esquema de la foto.

Recordad que con esta masa salen tres panes: aunque ahora parezcan pequeños, aumentarán mucho su volumen. Así que no trencéis enteros los cuatro rulos, jejeje.

Aquí podéis ver una trenza de seis. Es más complicado, lógicamente, pero el esquema es el mismo, y viendo la foto os hacéis una idea de cómo va el proceso.

Estas dos imágenes me las ha mandado Simy: las ha sacado de internet, y os las pongo porque creo que ayudan mucho a entender el esquema del trenzado.
El truco de aplanarlos con el rodillo no lo conocía yo (me lo acaban de explicar), y es muy útil, porque la masa queda como chiclosa y tiende a encogerse, por lo que muchas veces, al intentar formar los rulos a mano, nos quedan desiguales y nos volvemos locos intentando hacer las trenzas.
Es importante ir formando la trenza de cuatro tomando en consideración siempre tres partes, y haciendo que la otra pase por encima, entrelazándola para que quede abultadito. De esta forma, no se nos abrirá el pan.
Una vez trenzados los panes, los colocamos en las placas que vayamos a usar para el horno, los tapamos con un paño, y los dejamos levar otra vez hasta que doblen su volumen.
Precalentamos el horno a 180-190º.
Batimos bien una yema de huevo con el café, un chorro de vinagre de Módena y otro de vinagre normal. Pintamos los panes con un pincel de repostería, para que queden dorados.
Espolvoreamos con sésamo, o semillas de amapola, o nueces picadas, o pipas de girasol (yo le puse sésamo porque las pipas se las habían comido, jajaja). Y metemos al horno.
Si el horno es de turbo, tardará unos 20 minutos en cocerse, y un pelín más si es un horno normal (pero no mucho más).
La jalá está rica caliente o fría. Muy peligrosa, os lo vuelvo a repetir, jejeje...

Y, por último, os dejo un vídeo demostrativo de cómo trenzarla con 4 cabos:







Bizcocho de plátano y manzana





Pues, nada, que andaba por el frutero el típico plátano "abandonado", que nadie se come, y que cada día se ponía más negro... y me puse a buscar recetas para ver si le daba salida al dichoso platanito, que con la crisis no está la cosa para tirar nada.
Encontré varios bizcochos: uno de Atina, otro de Auro... pero para todos necesitaba "demasiados" plátanos, así que, para variar, me puse a tunear :).
Y encontré por la nevera dos manzanitas que me vinieron estupendamente, jejeje.
El resultado, aquí lo tenéis. Está (estaba) muy jugosito y muy rico:



INGREDIENTES:
1 plátano maduro.
2 manzanas grandes (las proporciones de las frutas pueden variar, pero la equivalencia en peso es, aproximadamente, de 200-250 gramos)
200 gr. de azúcar
4 huevos
1 pellizco de sal
90 gramos de aceite de oliva (que no sea excesivamente fuerte)
200 gr. de harina
1 sobrecito de levadura en polvo
Mantequilla y harina para engrasar el molde.

PREPARACIÓN:
Precalentamos el horno a 180º.
Ponemos en el vaso de la Thermomix las frutas troceadas, el azúcar y la sal, y programamos 20 segundos a velocidad 5.
Colocamos la mariposa en las cuchillas, añadimos los huevos, y programamos 5 minutos, temperatura 37º, velocidad 1.
Añadimos el aceite, y programamos 15 segundos, velocidad 2 (ya sin temperatura).
Agregamos la harina y la levadura, y mezclamos durante 10 segundos a velocidad 4. Terminamos de mezclar con la espátula, sin remover mucho.
Vertemos la mezcla en un molde, previamente engrasado con mantequilla y espolvoreado con harina, y horneamos (colocando la bandeja en el centro del horno) durante 30-40 minutos. Pinchamos con una aguja para ver si está cocido (pero, ¡ojo!, NUNCA abráis el horno hasta que hayan pasado 30 minutos al menos, para evitar que se baje el bizcocho).
Podemos variar las proporciones de fruta, pero no olvidéis que con más plátano sale más oscuro (aunque sigue estando buenísimo). Y no importa que los plátanos estén excesivamente maduros, incluso es mejor.


Bocaditos portugueses de canela



Estas vacaciones tengo "okupas" en casa. Y es cuando aprovecho para preparar dulces "con azúcar" (el resto del año, si los preparo, me los tengo que comer yo sola, y no es plan, jajaja).
He copiado del blog de Alegna (
http://lacasitaverde.blogspot.com/ ) esta maravilla de bocaditos. La cosa más sencilla del mundo... ¡y ni os imagináis lo bien que huelen!. Sobre todo, mientras los estás horneando.
Al parecer, en Portugal son muy típicos, y los venden en todas las pastelerías. La verdad que la repostería portuguesa (como toda su cocina) es excelente.
Merece la pena probarlos... sobre todo, cuando son tan facilísimos como estos bocaditos.


INGREDIENTES:
-1 huevo
-60 gramos de mantequilla
-75-80 gramos de azúcar
-1 cucharadita rasa de canela.
-150 gramos de harina
-Para rebozar: una cucharadita rasa de canela y otra de cacao en polvo.

PREPARACIÓN:
Precalentamos el horno a 180º aproximadamente.
Ponemos todos los ingredientes en el vaso de la Thermomix y mezclamos 30 segundos a velocidad 5. (Si no tenemos Thermomix, ponemos todos los ingredientes en un bol y mezclamos con una cuchara de madera hasta que esté todo bien integrado)
Sacamos la masa (¡ojo con las cuchillas, sobre todo en la Thermomix 31!) y formamos bolitas, que rebozaremos con la canela y cacao. Las volvemos a redondear con las manos, para que suelten el exceso de "rebozado".
Se colocan en una bandeja de horno, en la que previamente habremos colocado un papel manteca (de esos especiales para hornear) o una lámina de silicona.

Introducirlas al horno precalentado durante unos 15 minutos.

Tarta de queso muy sencilla (Apta para diabéticos)



Esta receta venía en el recetario de un molde desmontable de Lekue. Yo la adapté para diabéticos, pero os pondré también las cantidades de azúcar por si queréis hacerla así. Ojo: si la hacéis con sacarina, no precalentéis el horno a más de 170º, porque a 180º pierde su poder endulzante.


INGREDIENTES:
500 gramos de queso Philadelphia
3 huevos.
200 gramos de azúcar, o 2 cubiletes de edulcorante en polvo (yo la hice con Natreen)
300 gramos de nata líquida
50 gramos de Maizena
Canela y azúcar (o sacarina) en polvo

PREPARACIÓN:
Precalentar el horno, a 170º
Poner todos los ingredientes (salvo la canela y el azúcar en polvo) en el vaso de la Th., y mezclar durante 2 minutos en velocidad 2 y ½ o 3 (para la 21).
Poner la masa en un molde desmontable (engrasado, si no es de silicona), y hornear 45-50 minutos.
Sacar del horno, espolvorear con la canela y azúcar o sacarina en polvo, dejar enfriar y desmoldar. Meter un rato a la nevera antes de servir.

Merluza gratinada




Esta receta es de las rápidas, facilitas y ricas. Espero que os guste.


INGREDIENTES:

½ kg de lomos o medallones de merluza
9 palitos de cangrejo.
100 gramos de gambas o de gulas
1 lata de atún en aceite
1 cucharada de tomate rallado
100 gramos de nata líquida
½ cebolla
1 diente de ajo o una cucharadita de ajo en polvo.
Mayonesa
Sal
Pimienta
Aceite de oliva

PREPARACIÓN:
Picamos finita la cebolla, y la rehogamos a fuego suave hasta que se ponga transparente. Añadimos el ajo picadito, y lo sofreímos sin que se queme. Si preferimos usar ajo en polvo, lo añadiremos al mismo tiempo que las gambas o gulas.
Agregamos las gambas troceadas (o las gulas), y rehogamos 1 minuto. Después echamos el atún desmigado y escurrido de su aceite, los palitos troceados, el tomate, la sal y la pimienta, y dejamos cocer unos minutos, removiendo de vez en cuando.
Ponemos la merluza en una fuente apta para el horno, después de salpimentarla. La cubrimos con la mezcla de las gambas, el atún y los palitos. Aparte, mezclamos la mayonesa con la nata líquida y le añadimos un poquito de pimienta molida, y vertemos la salsa sobre la merluza, cubriendo todo bien.
Metemos al horno a 180º a gratinar hasta que esté doradito.
OJO: Si los medallones de merluza son gorditos, es conveniente que, antes de meterlos al horno, los pasemos por la sartén, con un chorrito de aceite. Sólo vuelta y vuelta, un minutito por cada cara. Y así tendremos la seguridad de que no se quedan crudos por dentro.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...