Tarta de queso y piña o limón (Apta para diabéticos)




Como ya sabéis, yo siempre ando a la caza y captura de dulces para diabéticos. Y tenía anotada de no sé qué revista esta receta, que copié hace mil años. Pero, claro, era con azúcar, y había que tunearla.

Pues os puedo garantizar que no se echa de menos para nada el azúcar. A quienes os gusten las tartas de queso "consistentes", de ésas que tienen una textura bien cuajadita, os encantará esta tarta. La clave de la cremosidad, para mi gusto, está en los yogures griegos... sí, ya sé que parezco la vieja del anuncio, aquella que decía "Jroña que jroña..." (sí, ésta , jejeje, pulsa y la verás). Pero es que la suavidad y la untuosidad del yogur griego es única, de verdad.

Ya sabéis: si tenéis que hacer un postrecito fácil, rápido y rico para algún diabético, aquí tenéis esta tarta, que seguro que quedaréis estupendamente.

INGREDIENTES:
1 tarrina de 250 gramos de queso mascarpone
3 huevos
1 yogur desnatado sin azúcar con sabor a piña o limón
2 yogures griegos
3 cucharadas de maizena
1 cucharadita de esencia de vainilla
Sacarina líquida al gusto (yo le puse 1 cucharada y ½, pero probadla antes de hornear, por si os gusta más dulce)
Mantequilla para engrasar el molde

PREPARACIÓN:
Ponemos en el vaso de la Thermomix todos los ingredientes, y mezclamos durante 30 segundos a velocidad 3. También se puede hacer con batidora normal.
Engrasamos un molde redondo o rectangular, y metemos al horno durante 35-40 minutos a 170º (pinchamos con una aguja, y cuando salga sólo un poquito manchada, apagamos el horno).
Dejamos enfriar dentro del horno apagado, con la puerta abierta.

Como diría "el diabético de casa": ¡está exquisita!
NOTA: Si usáis yogures griegos de Danone y desnatados de Vitalínea, es una tarta perfectamente apta para celiacos. Únicamente tendríais que tener cuidado con la esencia de vainilla y comprobar si no tiene algún aditivo prohibido para ellos (o suprimirla, en su caso)


Pastel frío de patatas




Aunque se va terminando el mes de agosto, y con él las vacaciones de mucha gente, aún quedan muchos días de calor, de ésos que apetece tomar algún plato fresquito. Así que aquí os traigo el pastel que una forera de Mundorecetas (Ribereña) publicó, y que merece muchísimo la pena.
Además, aunque pase la época de verano, es un plato muy lucido para poner como entrante en una cena.
Como muchas de las recetas que os pongo, admite muchos "tuneos": se puede rellenar de lo que os guste: salmón, ensaladilla...
Yo os pongo la receta original (más o menos), y que yo seguí al pie de la letra... salvo en una cosa, jejeje.
Sí, ¡no os lo vais a creer... NO TENÍA GAMBAS NI LANGOSTINOS!. Así que tuve que hacerlo sin ellos, ¡pero la próxima vez se los pondré, seguro!.
Aun sin gambas, estaba riquísimo. Y la presentación es muy bonita.



INGREDIENTES:

-4 patatas medianas-grandes o 5 más pequeñas
-3 latas de atún en aceite escurridas
-3 huevos cocidos (2 para decorar)
-6 palitos de cangrejo
-1 latita de maíz
-1 lata pequeña de anchoas
-1 lata de aceitunas sin hueso
-100 gr. de gambas o langostinos cocidos
-Mayonesa

PREPARACIÓN:

Cocemos las patatas y los huevos, y los dejamos enfriar.
Después pelamos las patatas, extendemos papel film sobre la encimera de la cocina, y vamos poniendo sobre él las patatas, aplastándolas bien con un tenedor hasta que se vaya formando una capita compacta, que sea fina, pero no demasiado, porque luego hay que enrollar el pastel y si no, se rompería.
Acordaos de dejar un margen de papel a cada lado, para que luego os sea más fácil enrollar.
Picamos 2 de los huevos cocidos, cortamos algunas aceitunas en rodajitas (reservando otras para adornar), partimos en trocitos las gambas, las anchoas y el cangrejo (tampoco es necesario que se piquen muy pequeñitos) y desmenuzamos el atún.
Todos estos ingredientes los vamos colocando sobre la capa de patatas, dejando también un margen a los lados para que no se nos desborde el relleno al enrollar. Después ponemos encima del relleno 1 ó 2 cucharadas de mayonesa, extendemos, y enrollamos con cuidado, ayudándonos con el papel film.
Si se nos abriera un poco o no nos gustara la forma que queda, vamos aplanando las patatas con las manos, apretando a través del plástico. Parece complicadillo, pero es muy fácil., que no os dé miedo.
Metemos el pastel a la nevera al menos durante 2 horas, para que quede bien compacto.
A la hora de servir, quitamos con cuidado el plástico, colocamos en una fuente, cubrimos con abundante mayonesa y adornamos con huevo rallado y aceitunas (y también con gambas, si las tenemos), o al gusto.
Como decía el Arguiñano, "rico, rico"...

Judías verdes con atún y tomate (Thermomix)


El otro día descubrimos una frutería estupenda. Pequeñita, pero con muchísima calidad. Y, entre otras cosas, compré unas judías verdes buenísimas.

Siempre las hago de la misma manera:

-Con patatas, como "toda la vida"(o sea: como mi madre, mi tía, mi abuela, etcétera). Ricas, pero ya resultan un pelín cansinas.

-O con gambas y jamón, que salen muy buenas, pero también las tengo muy explotaditas, además de que ya sabéis lo petardita que me pongo con esos dos ingredientes, jejeje.

Y me apetecía probar otra forma de prepararlas, así que se me ocurrió "experimentar", y creo que salió bastante bien. Al menos, eso dicen en casa, jejeje...


INGREDIENTES:
1 kg de judías verdes
3 tomates (unos 300 gramos)
2 cebolletas frescas medianas
1 pastilla de caldo (o una cucharada de concentrado de verduras)
2 dientes de ajo
Pimienta
Sal
Un puñadito de hierbas provenzales
3 latas de atún en aceite (unos 400 gramos. Utilicé la marca “Albo”)
Aceite de oliva
100-150 gramos de agua, según guste más o menos caldoso (1 cubilete o cubilete y ½)


PREPARACIÓN:
Limpiamos las judías, les quitamos los extremos y las hebras, y las troceamos.
Rallamos los tomates (no hace falta que le escurramos el agua que suelta), y reservamos.
Ponemos en el vaso de la Thermomix la cebolla en trozos y los dientes de ajo pelados, y trituramos 5 segundos a velocidad 6. Bajamos con la espátula lo que se quede en las paredes.
Agregamos el aceite, y programamos 8 minutos, temperatura 100º, velocidad 2. No tapar con el cubilete.
Cuando pare, añadimos el tomate y las hierbas provenzales, y programamos 5 minutos , temperatura 100º, velocidad 2.
Añadimos las judías, el agua, la pimienta y la pastilla de caldo o concentrado de verduras, y programamos 18 minutos, temperatura Varoma, velocidad cuchara, giro a la izquierda.
Cuando falten 3 minutos, añadimos el atún escurrido y troceado, y seguimos cociendo hasta que pare la máquina. Comprobamos si las judías están suficientemente tiernas (a mí me gustan pelín crujientes, pero eso ya depende de cada uno), y si no lo están, programamos otros 2 minutos, misma velocidad y temperatura. Comprobamos el punto de sal.


Nos han encantado. Muy jugositas, y el atún les da un punto muy original.
Además, creo que puede ser una buena forma de hacer que los niños coman verduras, porque el atún con tomate les suele gustar.
La foto está fatal, porque hoy le ha dado al flash por dispararse, y eso que estaba tomada con luz natural... misterios de las máquinas, jejeje.
No me diréis que no os pongo cositas ricas para "desengrasar" de los excesos veraniegos: esas cañitas, esos helados, los chiringuitos, la horchata en el paseo marítimo, el copeo...



Pastelón de hojaldre


En el foro de MundoRecetas tenemos una fantástica cocinera, que es asturiana y se llama Belén (Belenciaga es su nick).
Lamentablemente, no tiene blog, pero entre Loli (Lolitoba) y ella están haciendo una recopilación de sus recetas, que podéis ver en este enlace.
A ella le debo este fabuloso pastelón de hojaldre, que creo que se va a convertir en un clásico de esta casa.




INGREDIENTES:
Una plancha de hojaldre (o dos, según se vaya a cubrir entero o no)
3 latas de atún en aceite (o, si es posible, un bote de bonito en conserva de 480g)
2 cebollas,
Medio pimiento,
2 tomates,
50 gramos de aceitunas sin hueso o rellenas de anchoa
2 huevos duros
Opcional: 2 dientes de ajo, perejil, unas hebras de azafrán.
Sal y pimienta
1 huevo batido
Aceite de oliva


PREPARACIÓN:
Picamos una cebolla, el pimiento, el tomate, y (si se lo ponemos) el azafrán, ajo y el perejil, y lo rehogamos a fuego lento.
Aparte, con un poquito de aceite, doramos el resto de cebolla a fuego más vivo.
Escurrimos el bonito o atún, y lo desmenuzamos un poco.
Mezclamos bien el atún con la cebolla dorada y el sofrito, y salpimentamos.
Extendemos una plancha de hojaldre y con ella forramos un molde rectangular o redondo. Pinchamos con un tenedor por todos los lados para que no suba.
Si lo vamos a hacer como “pastelón” abierto (como en la foto), reservamos el hojaldre sobrante para hacer las tiras de enrejado.
Rellenamos el molde con la mezcla.
Cubrimos con las tiras de hojaldre sobrante, formando rejas, o bien tapamos con otra lámina de hojaldre, a la que pincharemos con un tenedor formando un dibujito.
Sellamos el hojaldre con agua en todas las juntas, y pintamos con huevo batido.
Horneamos a 200º unos 20-25 minutos, hasta que esté doradito.


De morirse, en serio. No dejéis de probarla.
Admite muchos rellenos: pisto, carne picada… Ya os pondré más versiones cuando las haga.
Me contó Belén, la autora de la receta, que este pastelón congela estupendamente. Se prepara todo, y, sin hornear, se mete al congelador. Después se saca, se deja descongelar un poco, se pinta con el huevo, y al horno.
También se puede preparar de un día para otro. Se hace por la noche, se deja en la nevera, pintadito y todo, y al día siguiente, a la hora de comer, se hornea. Además, el hojaldre frío sube más.
Espero que os guste.

Pastel de arroz en Thermomix


Desde pequeñita, el pastel de arroz ha sido uno de mis favoritos. Es muy típico del País Vasco (donde yo pasaba mis vacaciones, porque de allí es mi madre). Y me han dado varias recetas, pero la que más me ha gustado es ésta, de Eguski (del foro "Mundorecetas").

Es la única que utiliza harina de arroz, como la tradicional. Esa harina se puede comprar, pero resulta mucho más sencillo y barato hacerla en la propia Thermomix. De todas formas, si os complica mucho la cosa, o no os fiáis del resultado, probad a hacerla con harina normal, que también sale buena.

Podéis hacerla con o sin base de hojaldre (tened en cuenta que sin base dura más). Y, con esta receta, podéis preparar un pastel grande o pastelitos pequeños (que, por supuesto, se hornean mucho menos tiempo).

Utilizaremos un molde redondo desmontable. Si no encaja bien o teméis que se salga el relleno (porque queda pelín líquido), forradlo con papel de aluminio por la parte de la base, cubriendo las zonas por las que puede rezumar la masa líquida.


INGREDIENTES:

Una placa de hojaldre (Opcional)

120 gramos de arroz o 120 gramos de harina de trigo

5 huevos medianos o 4 grandes

160 gramos de azúcar

1/2 litro de leche

40 gramos de mantequilla.


PREPARACIÓN:

Precalentamos el horno a 200º. Extendemos bien con el rodillo la placa de hojaldre, procurando que quede muy fina.

Forramos el molde (la base y los laterales), y pinchamos todo con un tenedor para que el hojaldre no suba demasiado.

Comprobamos si el vaso de la Thermomix está bien seco, y echamos el arroz. Trituramos durante 1 minuto y ½ a velocidad progresiva desde el 6 hasta llegar al 10. Miramos si está perfectamente pulverizado (si es preciso, volvemos a triturar unos segundos más), sacamos y reservamos. (Lógicamente, este paso se suprimiría si usamos harina normal).

Ponemos la mariposa en las cuchillas, echamos los huevos y el azúcar, programamos 5 minutos, temperatura 37º y velocidad 3. Mientras tanto, fundimos la mantequilla en el microondas o al fuego.

Agregamos al vaso de la Thermomix la leche y la mantequilla, programamos 1 minuto a velocidad 3, sin temperatura.

Quitamos la mariposa, añadimos el arroz, y mezclamos 15 segundos a velocidad 4. Comprobamos si está bien mezclado todo, y si es necesario terminamos de mezclar a mano.

Echamos la mezcla en el molde. Es conveniente no llenarlo hasta arriba del todo, porque al principio sube mucho, aunque después se baja.

Horneamos unos 45-50 minutos, hasta que esté bien cuajado, los primeros 15 minutos a 200º y después lo bajamos a 160º. Comprobamos el cuajado pinchando el pastel.

Si se dora demasiado por encima, cubrimos con papel de aluminio.


Rollos de ternera picada



Esta receta la publiqué hace mil años en Mundorecetas. La encontré en una revista, pero hace tanto tiempo que la hago que no recuerdo ni en cuál.
Es muy socorrida, y la carne sale riquísima.
Podemos tomarla sola, o rellenarla con salchichas de Frankfurt (como en la foto), ciruelas pasas, huevos duros, aceitunas...


INGREDIENTES:

1 kg de ternera picada
1 sobre de sopa o crema de champiñones
2 huevos
1 cucharada de pan rallado
Harina
1 vaso de vino blanco seco (normalmente, utilizo vino de Jerez)
Aceite de oliva
Sal y pimienta (o especias Toque Ibérico)


PREPARACIÓN:

En un bol, mezclar la carne, los huevos batidos, la sopa, el pan rallado, la sal y la pimienta (o las especias).
Formar dos rollos, y pasarlos por harina. Si los vamos a rellenar, cogemos un trozo de carne, lo extendemos un poco, ponemos en el medio el relleno, y cubrimos con más carne, dándole forma de rollo.
Calentar el aceite en una sartén o cazuela amplia. Dorar los rollos por todos los lados.
Cuando estén dorados, pasarlos a una fuente de horno, regar con el vino, y hornear entre 40 y 45 minutos a 200º. De vez en cuando, regamos la carne con el vino.
Dejar enfriar y cortar en lonchas. Puede tomarse caliente o frío.


PARA ACOMPAÑARLO: Queda muy rico con puré de patatas, o con cebolla caramelizada.
Otras veces, suelo hacerle esta salsa: rehogo una cebolla grande, un diente de ajo en rodajitas y unos trocitos de pimiento verde a fuego medio hasta que esté dorada la cebolla. Entonces, le añado una copita de jerez, un vaso de agua y una pastilla de caldo, y dejo cocer hasta que se reduzca el líquido (30-45 minutos). Añado también (aunque sea al final de la cocción) el jugo que ha soltado la carne (que estará mezclado con el vino). Y la sirvo después de pasarla por el chino, o incluso entera, con todos los trocitos de verdura sin triturar.
Incluso sola, en plan fiambre, está buenísima. O con una ensaladita de tomate.

Coca "Honorina"


Esta receta la publicó, hace mucho tiempo, una forera de Mundorecetas (a la que yo no he llegado a conocer) que se llama "Honorina".
Os aseguro que es el bizcocho más fácil y rápido que he hecho nunca... ¡y está buenísimo!.
Os lo recomiendo para cuando os falte tiempo y queráis preparar un bizcocho rico, rico, o cuando tengáis gente en casa a desayunar o merendar.
Aquí va la receta:


INGREDIENTES:
4 cubiletes de harina
3 huevos
2 cubiletes de azúcar o azúcar moreno
1 cubilete de leche
2 cubiletes de aceite de girasol (o de oliva muy suave)
1 pellizco de vainilla o azúcar vainillada
1 sobre de levadura
1 pellizco de sal
2 manzanas o peras a trocitos
Frutos secos: pasas, piñones, avellanas, orejones, almendras ( a gusto de cada uno)


PREPARACIÓN:
Ponemos todos los ingredientes en el vaso, programamos 20 segundos, velocidad 4. Engrasamos un molde, vertemos la mezcla, y cocemos en horno precalentado a 180º durante 30-45 minutos, según hornos (sí, ésa es la diferencia de tiempo que he llegado a experimentar en hornos distintos). Cuando lo pinchemos con un palo de brocheta y salga seco, ya está. 



Como veis, no puede ser más fácil. Espero que os guste.

Aguacates rellenos rápidos


Tan rápidos, tan rápidos, que ya veis que la presentación es un "churro", jejeje. Andábamos con prisas, y con hambre.
Pero os aseguro que están riquísimos. Y, además, esta mezcla es muy útil para picoteos: podemos rellenar con ella unas tartaletas, o presentarlas en cucharillas, decoradas con un trocito de aguacate. O hacer unos rollitos de salmón y rellenarlos con la mezcla, o unos minicanapés, con pan de sandwich enrollado como un brazo de gitano.
Se ennegrece muy poco: lo comprobé porque sobró una mitad, y por la noche seguía teniendo el mismo color verdecito.
Muy buenos, en serio. Probadlos, no os desaniméis por la pinta tan cutre.


Ingredientes:
3 aguacates maduros
8 palitos de cangrejo
1 lata de atún en aceite
Sal
Vinagre de Jerez
Pimienta
1 chorrito de aceite de oliva.

Instrucciones:
Vaciamos los aguacates, y ponemos la pulpa en el vaso de la Thermomix. Agregamos el atún escurrido, y los palitos en trozos grandes, y programamos 4 segundos, velocidad 4. Añadimos sal, pimienta, un chorrito de vinagre y otro de aceite, y mezclamos 2 segundos a velocidad 1. Probamos el punto de sal, y rellenamos los aguacates. Servir fríos.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...